Cuando una familia decide tener una mascota en casa los animales más comunes a elegir son los perros y los gatos. En la actualidad ambos animales pueden formar parte de un hogar a través de un proceso de adopción, que es la mejor opción que puedes elegir.

Comprar vs. Adoptar

Comprar vs. Adoptar
Quizás la primera alternativa en la que piensa la mayoría de personas cuando quiere tener una mascota es en ir a una veterinaria o una pet shop (tienda de animales) para comprar el animal de su preferencia. O en todo caso, esperan que algún familiar o amigo cercano les regale una mascota.

Pero en los últimos años, han comenzado a surgir albergues de animales, promovidos por colectivos u organizaciones que defienden los derechos de estos y que consideran que la vida de cada animal es valiosa y debe ser protegida. Estos grupos recogen a animales abandonados en las calles y se comprometen a encontrar para los gatos o los perros en adopción una persona o familia que sea capaz de cuidarlos con amor y brindarles todo lo que necesitan para crecer sanos y felices.

Al ver estas dos opciones tal vez te preguntes ¿qué es mejor? ¿Comprar o adoptar? Si quieres salvarle la vida a un animal y ahorrar algo de dinero adoptar es la mejor decisión que puedes tomar.

Beneficios de adoptar una mascota

Beneficios de adoptar una mascota
Estos son sólo algunos de los beneficios de elegir gatos o perros en adopción:

– Si te preocupa que la nueva mascota de tus hijos pueda llenar la casa de nuevos cachorros, en los albergues de animales se ocupan de ponerle vacunas y en muchos casos de esterilizar o castrar a las mascotas como parte del proceso previo a la adopción.

– En el caso de los gatos o perros en adopción que ya han vivido con dueños previos, se encuentran entrenados para vivir en una casa.

– Si quieres darle una alegría a tu hijo y al mismo tiempo ahorrar algo de dinero, llevar a casa gatos o perros en adopción resulta mucho más económico que comprarlo en una tienda de mascotas.

– Los albergues de animales no tienen como principal objetivo la ganancia que puedan obtener por el costo de la adopción, ya que en algunos casos, ésta es gratuita. El interés de quienes trabajan en estos albergues es que tú encuentres la mascota ideal para tu hogar y que esa mascota encuentre el dueño ideal para ella, por eso se fijan en qué tan comprometido estás con el cuidado del animal y en si cuentas con los medios suficientes para darle lo mejor: un espacio donde vivir y una alimentación adecuada.

– Pero, sin duda alguna, el beneficio más grande y más importante es el mostrarles a tus hijos la importancia de adoptar una mascota, ya que al hacerlo estás salvando la vida de un gato o perro que ha sido abandonado en la calle y que no ha tenido la suerte de tener una familia que la acoja y le dé todo el cariño y cuidado que él necesita. En realidad, al adoptar una mascota estás salvando dos vidas: la del animal que decides adoptar y la de otro animal callejero que en el albergue ocupará el puesto que deja la mascota que tú te llevas a casa.